¿Es el ritmo actual de crecimiento del Sinap el ideal para que, a 2030, el sistema sea efectivo para la conservación de la biodiversidad? Al analizar las tendencias de crecimiento y las proyecciones a 2030, el sistema sería excesivo aunque insuficiente.

La piedra angular de la conservación in situ más reconocida y costo beneficiosa es la declaración de áreas protegidas1,2. En Colombia el Sistema Nacional de áreas protegidas (Sinap) es el encargado de articular las áreas protegidas, los actores sociales y las estrategias e instrumentos de gestión3. Si bien el Sinap ha venido cumpliendo con su tarea, es importante evaluar cuáles serán las tendencias de crecimiento con relación a las dimensiones de la conservación, tipo de gobernanza y representatividad ecológica proyectadas al año 2030.

A partir de los análisis realizados y con base en los ritmos de crecimiento se evidenció para un futuro próximo: 1. Un aumento de hasta el 100 % en el crecimiento de áreas protegidas alcanzando más de 2400 áreas; 2. Un aumento de más del 25 % en la extensión del Sistema alcanzando 42 millones de ha; 3. Un aumento de 1:9 a 1:15 en la relación entre áreas protegidas de estricta preservación-restauración versus las de uso sostenible (más de un 60 % de cambio); 4. Un aumento de 1:10 a 1:17 en la relación entre áreas protegidas de orden nacional versus subnacionales (regionales y locales); 5. Un aumento en la gobernanza privada, pasando de dos terceras partes (2019) a tres cuartas partes, con un aumento del 14 %; y 6. Un aumento en la representatividad de los ecosistemas menor del 12 %.

El crecimiento en el número de áreas y su extensión no parece responder al aumento requerido de la representatividad ecológica. Sin embargo, los aportes de las corporaciones autónomas regionales y las reservas privadas tienen un papel importante en la representatividad y la conectividad del Sinap. Estas áreas en su mayoría son de uso sostenible, en ecosistemas estratégicos —manglares, humedales y bosques secos— y con aporte por unidad de área a la conectividad4 más eficiente que el de las áreas protegidas de orden nacional.

Teniendo en cuenta que las áreas protegidas continúan siendo la piedra angular de la conservación de la biodiversidad planetaria5,6,7, se requiere una reorganización sistémica del Sinap, tanto en su diseño, como en su marco normativo, de tal forma que se promueva la eficiencia del Sistema a través de la diversificación de las formas de gobernanza y la racionalización en la creación de áreas protegidas. Los principios contenidos en el marco conceptual que orientará una nueva política para el Sinap 2020-2030, son un llamado para el establecimiento de metas de crecimiento en representatividad ecológica que maximicen la relación costo beneficio entre la conectividad, efectividad y equidad en la gestión.


Escenarios futuros del Sinap - 2030

Tendencia histórica del aumento acumulado en extensión e hitos relevantes

Escenarios futuros del Sinap - 2030

Tendencia histórica de número de áreas protegidas

Aumento de la representatividad ecológica para 1980, 2000 y 2020

1980 | Ampliar
Mapa
2000 | Ampliar
Mapa
2020 | Ampliar
Mapa
2030
? Mapa

Dimensiones y tipos de gobernanza en 2020 versus 2030

Dimensiones en 2020 vs 2030
Gobernanza pública y privada 2020 vs 2030
Gobernanza nacional y subnacional 2020 vs 2030

Representatividad histórica del Sinap en número de ecosistemas

Más información

Versión PDF Ficha metodológica Referencias Cítese como
Corzo, G., Ramírez, W., Matallana, C., Castillo, L.S., Atuesta, C., Barbosa, H., Naranjo, L.G., Herrera, C.M. & Zambrano, H. (2020). Futuros posibles de la conservación in situ. En: Moreno, L. A. & Andrade, G. I. (Eds.). Biodiversidad 2019. Estado y tendencias de la biodiversidad continental de Colombia. Bogotá, D. C., Colombia: Instituto de Investigación de Recursos Biológicos Alexander von Humboldt. 92p.
Compartir en redes

Temáticas

Conservación Áreas protegidas Sinap Interfaz ciencia-política